La Acrópolis de Atenas. - Viajeros 360 | Blog de viajes
Grecia Tips de viaje

La Acrópolis de Atenas.

Karina
Escrito por Karina

Es bien sabido que Grecia y por tanto, Atenas, es la cuna de nuestra civilización, y la Acrópolis de Atenas es sin duda uno de los lugares más emblemáticos de toda Grecia. Se encuentra ubicada en una colina a 156 metros sobre el nivel del mar, dominando el panorama de la ciudad desde lo alto y siendo visible desde casi cualquier punto, lo cual hace que sea imposible serle indiferente.

Es visita obligada, tanto para los interesados en arquitectura, historia, o mitología griega, como para cualquier viajero que tenga un mínimo de curiosidad por esta cultura y este lugar tan apasionante.

DSCN6871

A través de los años ha sido saqueada y destrozada varias veces, y hoy por hoy se encuentra constantemente en trabajo de restauración, de ahí que es muy probable que vayas cuando vayas te topes con enormes grúas o andamios. Que esto no te desanime, el lugar, no defrauda.

Con una historia de más de 2500 años, este espectacular e imponente sitio se encuentra entre las primeras 30 maravillas del mundo moderno, siendo visitada año a año por más de 3 millones de personas. Algo así como si casi todo Uruguay fuera a visitar la Acrópolis, cada año. ¿Loco no?

Hoy los llevamos de viaje en el tiempo, y les dejamos todo lo que necesitan saber para visitar este increíble lugar.

DSCN6901

¿Qué es?

Primero lo primero, ¿Qué es la Acrópolis? ¿Es un templo? ¿un edificio? ¿una montaña? Acrópolis significa simplemente, “parte alta de la ciudad”. De hecho, no es la única: había varias “acrópolis” por toda Grecia. La idea era justamente buscar lugares elevados y bien protegidos, lugares estratégicos donde ubicarse.

Luego a medida que las ciudades fueron creciendo, la gente se fue ubicando en las zonas periféricas, haciendo que la parte alta donde todo había iniciado, se conociera justamente como “acrópolis”, es decir, la parte alta de la ciudad. Algo similar a lo que pasa con los Kremlin en Rusia (Kremlin significa ciudad amurallada, y hay varias en toda Rusia, por más que el Kremlin más famoso sea el de Moscú).

Las acrópolis eran el centro administrativo, intelectual y religioso de cada ciudad, pero lógicamente, el de Atenas era el más importante. Fue construido gran parte en el siglo V antes de Cristo, en la época de Pericles.

En el año 1986 fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. No cabe dudas de por qué, ¿verdad?

DSCN6732

¿Qué ver en la Acrópolis? 

Dado que se trata más bien de un recinto, son varios los lugares o puntos que se pueden visitar una vez en la acrópolis.

Justo antes de entrar:

Comenzaremos mencionando tres que si bien no están técnicamente dentro, son parte de la visita. Hablamos del Teatro de Dionisio, el Odeón de Herodes Ático, y el Templo de Atenea Niké.

1- Teatro de Dionisio.

Se puede ver en la ladera sur, antes de entrar. Justamente aprovecharon la inclinación natural de la colina, y ahí construyeron las gradas. El teatro podía albergar en esas gradas nada más y nada menos que casi 17 mil espectadores. Justo en frente se puede ver el Témenos de Dionisio, del cual en realidad no queda mucho en pie.

DSCN6890

2- El Odeón de Herodes Ático.

Este lugar sigue aún hoy en día utilizándose para su función original, esto es, escenario para espectáculos musicales. Es la única construcción romana del siglo II del entorno de la Acrópolis. Está en muy buen estado de conservación, esto tiene que ver con que fue restaurado a mediados del siglo XIX.

DSCN6632

3- Templo de Atenea Niké.

Este templo fue construido en el año 420 antes de Cristo, en el ala sur de los propileos, para conmemorar la victoria de los griegos sobre los persas en la batalla de Salamina. Tiene un estilo jónico y no es muy grande en tamaño. Albergaba una imagen de Atenea Niké, símbolo justamente de la victoria, a la que se le cortaron las alas para que le fuera imposible abandonar Atenas y por tanto, los siguiese ayudando a ganar sus batallas.

El nombre Niké no es coincidencia. Los griegos lo sabían, y le pusieron así a su templo en honor a esta conocida marca de ropa deportiva. Loco, ¿no? jajaja no, hablando enserio, el nombre de la marca está inspirado justamente en el nombre de esta diosa, Atenea Victoriosa. Como dato interesante, todos lo decimos mal, ya que su pronunciación no sería como lo decimos en inglés (“Naik”), sino que sería como se lee y con acento al final: Niké.

Dicho esto, ¡ahora si pasamos a la visita de la Acrópolis propiamente dicha!

Dentro de la Acrópolis:

1- Propileos.

Es lo primero que vamos a ver apenas al llegar. Constituían justamente, una grandiosa entrada a la Acrópolis. Se trataba de un edificio central de forma rectangular formado por columnas dóricas. Delimitaban cinco puertas de acceso con diferentes funciones, y dos alas laterales.

Las puertas son imponentes, y están construidas como si fueran fachadas de templos.

DSCN6659

DSCN6918

2- El Partenón.

¿Quién no sabe lo que es, o no tiene al menos su imagen guardada? El Partenón es el principal edificio del conjunto arquitectónico. Según se dice, también es el mayor símbolo de belleza de la arquitectura clásica de la Grecia antigua.

Fue construido entre los años 447 y 442 antes de Cristo. Se trata de la frutilla de la torta, de la joya de la corona, del último pedazo de torta de chocolate y dulce de leche. Eso, es el Partenón: es lo más de lo más.

Se trata de un edificio de estilo dórico, que se creó con el fin de albergar dentro una gigantesca escultura de Atenea Parthenos, realizada en madera, marfil y oro, que habría tenido nada más y nada menos que 12 metros de alto.

DSCN6758

Si bien este fue su fin inicial, con el transcurso de los años sufrió diferentes usos y “accidentes”. Fue utilizado como polvorín durante la invasión otomana, luego en el año 1687 un proyectil lanzado desde un barco veneciano llegó a él y lo hizo estallar, destrozando gran parte de su estructura e haciendo que perdiese su techo.

Para que se viera todo más recto y simétrico el Partenón se construyó con inclinaciones. Este truco, efecto o forma de construcción recién fue descubierto a mitad del siglo XIX.

Cuando estuvimos por allá tenía grúas, y varios andamios de uno de los lados. Hoy sabemos que los sigue teniendo, solo que van corriéndose de lugar. En nuestra experiencia, esto no opaca la visita, pero está bueno ir preparados y saber que lo verá así, para no llevarse una mala sorpresa. Las obras de restauración datan ya de varios años, y pretenden seguir por varios más. Cada etapa va agregando o quitando andamios, poniéndolos de uno a otro lado, y lo mismo con las gigantescas grúas, así que si lo visitas en éstos años seguramente te toparás con ellas en algún lugar de la estructura.

IMG-1557

Pensemos que el Partenón, destruido y todo, tiene ahí en ese lugar nada más y nada menos que más de 2500 años. ¡Es realmente impresionante! Se puede rodearlo y verlo desde todos los ángulos, vale la pena.

Además, si siguen caminando hacia el lado opuesto por el cual entraron, podrán llegar hasta el mirador y tener unas espectaculares vistas de la ciudad desde lo alto, divisando también otros puntos de interés y los distintos barrios de Atenas.

DSCN6824

3- Erecteion y las Cariátides.

Construido entre los años 420 a 406 antes de cristo, es un templo Jónico levantado en el lugar más sagrado de la Acrópolis, donde la diosa Atenea hizo florecer el primer olivo de las tierras griegas.

El Erecteión es en realidad un templo, pero sin dudas su zona más llamativa es la galería sur, cuya cubierta se sostiene con la ayuda de las seis cariátides, columnas de aspecto femenino que la sujetan.

DSCN6679

Las cariátides en realidad no son las originales sino copias, las originales se encuentran en museos: 5 en el museo de la Acrópolis, y lean esto, la sexta, en el Museo Británico… ¡Que museo más polémico este! Desde Moais hasta máscaras de los Mayas, sí que han llevado cosas desde cualquier parte del mundo hacia Londres… pero bueno, este es otro tema.

La imagen famosa pertenece justamente al Pórtico de las Cariátides, que sería la cara sur del Erecteión. Así como se puede rodear el Partenón, también se puede hacerlo con el Erecteión. Está dedicado a Erecto, Poseidón, Hefesto y Butes. Luego se usó de iglesia durante la dominación otomana, y también de polvorín. ¡Que obsesión con los polvorines!

DSCN6694

¿Desde dónde ver la Acrópolis?

La realidad es que se ve desde muchísimos puntos de la ciudad, sobre todo los que tengan aunque sea una elevación mínima. Pero hay algunos lugares que son famosos justamente por las vistas que ofrecen hacia la Acrópolis.

El primero de ellos es el Monte Licabeto. Se puede subir en teleférico o caminando; no pudimos ir ya que no nos daba el tiempo, pero para llegar hay que ir hasta la estación de metro Panespistimio. Caminando se demora más o menos una media hora, y lo positivo según estuvimos averiguando en su momento es que podés ir parando en miradores durante el camino, que tienen menos cantidad de personas que el mirador de arriba a donde llegan los teleféricos, sobre todo, en el prime time; el atardecer.

Otras buenas vistas son desde el Monte Aeropagus, que está al oeste de la ciudad. También recomiendan como buenos puntos desde donde observar la acrópolis la Agora Antigua, el lugar junto al Hefesteión, y la colina de filopapou, a donde fuimos y se ve muy bonito.

DSCN6926

Datos prácticos: Ubicación, cómo ir, horarios y precios.

Ubicación y cómo ir.

Está ubicado en el centro de Atenas, y es muy fácil llegar. Una es caminando, que fue la que elegimos nosotros. La caminata es súper pintoresca, vas paseando por barrios muy bonitos, y podés ver algunos otros puntos de interés antes de llegar arriba del todo.

En caso de preferir llegar en metro, sirven las líneas 1 y 3, parada Monastiraki, o la línea 2 parada Acrópolis. La entrada sur es el acceso más habitual, y está justamente muy cerca de la estación acrópolis de la línea 2 (es la roja).

Justamente por esto, es recomendable quedarse cerca, como ser en la zona de Monastiraki, Plaka o incluso Anafiotika. Nosotros elegimos un hostel muy bien ubicado en Monastiraki, y por eso nos movimos mayormente a pie.

DSCN6937

Horarios.

Abre todos los días, de 8:00 a 17:00, de noviembre a marzo, y de 8:00 a 20 de abril a octubre, siendo la última admisión media hora antes del cierre (¡aunque te recomendamos sin duda alguna ir con bastante más tiempo que media hora!). En esta web podés chequear los horarios actualizados.

Abre todos los días, excepto 1 de enero, 25 de marzo, 1 de mayo, domingo de pascua, 25 y 26 de diciembre.

Precio de la entrada.

La entrada sencilla, es decir, solo para la Acrópolis, cuesta 20 euros.

Hay otra opción, que se llama entrada combinada, que cuesta 30 euros (15 para estudiantes). Esta entrada combinada incluye además de la Acrópolis, la entrada a la Ágora Antigua, Ágora Romana, Teatro de Dionisio, Kerameikos, Templo de Zeus Olímpico y Biblioteca de Adriano, y es válida por 5 días. Nosotros elegimos la combinada, y vale la pena, porque visitamos todos estos otros lugares.

DSCN6668

En caso de que solo quieras visitar el recinto de la Acrópolis, te sirve lógicamente más la entrada sencilla.

Hay un pase que se llama Atenas City pass, donde está incluida la entrada a la Acrópolis, pero la verdad no nos llamó mucho la atención como para evaluar siquiera comprarla. Les dejamos el link por si les interesa verlo.

Días de entrada gratuita.

Hay varios días del año que tienen entrada gratuita. ¡Si! Si tenés suerte y tu visita coincide uno de estos días, podés visitar la Acrópolis sin pagar nada. Los días de entrada gratuita son el 6 de marzo, 18 de abril, 18 de mayo, último fin de semana de setiembre, 28 de octubre, y todos los primeros domingos de mes de noviembre a marzo.

Como ves son varios, así que tenés muchas chances de hacer cuadrar tu viaje o al menos tus días en la capital griega y ahorrarte el costo de esta entrada, que suponiendo sean más personas, ¡ahorran varios euros que podrán gastar en otra cosa!

DSCN6772

Tips y recomendaciones finales.

  • Como mencionamos antes, es uno de los lugares (sino EL lugar) más visitado de Atenas, y uno de los más visitados de toda Grecia. Se junta muchísima gente, las colas para entrar son épicas, y encima, sobre todo en verano, el sol es abrasador. Consejo, madrugá. Andá temprano y evítate las filas, te prometemos que vale la pena! A media mañana llegan todos los tours guiados, y también las personas que vienen de crucero por el día y van directo a la Acrópolis. Además, a esa hora aún el calor no es tan sofocante.

DSCN6720

  • También puede ser buena idea ir a última hora, pero creo que es un lugar visita obligada y merece la pena contar con tiempo suficiente para recorrerlo.
  • Lleva calzado cómodo y con buen agarre. Hay piedras y zonas resbalosas. No es para alarmarse ni asustarse, pero sí que un calzado cómodo ayuda mucho a moverse bien por la zona. Se puede usar hasta chancletas o chinelas, pero no sería lo más cómodo para caminar tranquilo.
  • Infaltable: ¡Gorro, factor solar y agua!

DSCN6685

  • Te recomendamos la entrada combinada si pensás visitar más lugares de los que están incluidos, ya que termina siendo redituable.
  • Si podés hacer coincidir tu visita en un día de los gratuitos, ¡te ahorrarás como mínimo esos 20 euros por persona!
  • Si vas a estar varios días en la ciudad, intenta ir un día despejado. Las vistas de la ciudad desde arriba son impresionantes, ¡y se lucen mucho más un día despejado! Así que si podés elegir, andá el primer día soleado que te toque 🙂

DSCN6891

  • Es posible ver un espectáculo en el Odeón de Herodes Ático. Ver una obra musical o de teatro a los pies de la mismísima acrópolis, en un teatro griego de Grecia, original, debe ser una experiencia increíble. Abre durante los meses de verano, y recomiendan reservar con mucho tiempo de anticipación ya que las entradas se van volando.
  • Subir a la colina de Filopapo, las vistas son de las mejores de la Acrópolis. También hay buenas vistas desde otras colinas, como Likavitos, Pnyx o Areópago.

DSCN6633

  • Gran parte de la Acrópolis está muy deteriorada, y/o llenísima de andamios y grúas justamente por los trabajos de restauración, que estropean tal vez la imagen que uno puede tener de este lugar, e incluso las fotos que podamos tomar. Sin embargo, a no desanimarse, porque de verdad que no es tan grave como parece. El sitio es totalmente disfrutable igualmente, unas simples tablas y fierros no pueden empañar lo que en sí es un lugar tan lleno de historia y tan espectacular como este.

DSCN6894

  • ¡Respeta el sitio arqueológico! No te lleves nada, no dejes nada. Esa es la norma. No está bien llevarse partes de Partenón, así como tampoco está bien dejar tu botella de agua o un papel de chicle. Es fundamental poner de nuestra parte para preservar estos lugares tan increíbles que tenemos el enorme privilegio de poder ver aún en vivo y en directo. Hagamos lo posible para que futuras generaciones también puedan tener la chance.

La sola visita a la Acrópolis justificaría un viaje a la capital griega (sin mencionar que hay mucho más que ver aún, podés leer cuales son los imperdibles acá). Así que si tenés solo un día, una escala larga, o aunque sea unas horas, no lo dudes! Podes ver y conocer mucho más de lo que pensás. En este artículo podés ver qué hicimos nosotros en dos días, con lo que recorrimos y cómo nos organizamos.

DSCN6547

Esperamos te sirva la info, déjanos tus dudas y comentarios debajo y como siempre, ¡si te gustó nos ayudas compartiéndolo en redes sociales!

Sobre el Autor

Karina

Karina

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

1 comentario

  • Excelente todo! Me es muy util!! Este post, Atenas en dos días y la guia para viajar a Petra, esta en el top 3 de la pagina! jaja (ya los debo haber leido unas 4 veces a cada uno)
    Gracias por compartir tanta informacion!!